InfoGen

Embarque y desembarque de la hacienda

Marcos Giménez Zapiola brinda algunas ideas y sugerencias sobre el manejo del ganado vacuno. Hoy: detalles a tener en cuenta en el embarque y desembarque

EMBARQUE Y DESEMBARQUE


Algunos detalles a tener en cuenta:

  • Los dos animales difíciles son el primero y el último.
  • El 1° no sigue a nadie, entra en un lugar raro y se le mueve el piso. Puede meter la pata o tratar de escapar a los costados. No va a entrar solo: debe sentir el apoyo y hasta el empuje de otros atrás.
  • El último ni tiene espacio adelante ni se siente acompañado atrás. Para que entre, antes hay que hacerle lugar. Si recula hacia el toril, hay que tener una tranca al comienzo de la rampa. Si no, habrá que bajar otros para que suba acompañado.
  • La misma rampa sirve para subir y bajar. La descarga es más ordenada en una rampa de fila india que en una ancha.
  • De noche, las luces deben iluminar el lugar al que los animales deben ir, y nunca apuntar contra ellos ni cortar el camino. Si están arriba, no deben hacer sombras. Las luces, como las banderas, son herramientas visuales.
  • El desembarque, como el embarque, debe ser en fila y al paso. Una vez que salen los primeros hay que controlar la velocidad para que los demás no corran y se lastimen. Para que la descarga sea continua, conviene abrir las puertas internas antes de dar salida.
  • Cuanto menos vocerío oigan los animales, mejor.
  • La misma rampa sirve para subir y bajar. La descarga es más ordenada en una rampa de fila india que en una ancha.
  • De noche, las luces deben iluminar el lugar al que los animales deben ir, y nunca apuntar contra ellos ni cortar el camino. Si están arriba, no deben hacer sombras. Las luces, como las banderas, son herramientas visuales.
  • El desembarque, como el embarque, debe ser en fila y al paso. Una vez que salen los primeros hay que controlar la velocidad para que los demás no corran y se lastimen. Para que la descarga sea continua, conviene abrir las puertas internas antes de dar salida.
  • Cuanto menos vocerío oigan los animales, mejor.
  •  Cuanto menos movimiento vean los animales, mejor.




MARCOS GIMÉNEZ ZAPIOLA

Licenciado en Sociología de la Universidad Católica Argentina (UCA) y PhD en Filosofía de la Washington University, EE.UU.Especialista en Buenas Prácticas de Manejo de Bovinos y Bienestar Animal, habiendo publicado más de 50 artículos en ese tema. Trabaja con la difusión y capacitación de recursos humanos, realizando presentaciones en países de América Latina, como Argentina, Uruguay, Paraguay, Chile, Ecuador. Publicó los libros "El buen trato del ganado" y "Empresa familiar de campo". Empresario agropecuario desde 1980, actualmente es consultor agropecuario y columnista de la revista "Margenes Agropecuarios". 

Los protagonistas de Don Romeo 2019
Una rotoenfardadora que hace rollos con maíz picad...

Artículos relacionados

 

InfoGen

Embarque y desembarque de la hacienda

Marcos Giménez Zapiola brinda algunas ideas y sugerencias sobre el manejo del ganado vacuno. Hoy: detalles a tener en cuenta en el embarque y desembarque

EMBARQUE Y DESEMBARQUE


Algunos detalles a tener en cuenta:

  • Los dos animales difíciles son el primero y el último.
  • El 1° no sigue a nadie, entra en un lugar raro y se le mueve el piso. Puede meter la pata o tratar de escapar a los costados. No va a entrar solo: debe sentir el apoyo y hasta el empuje de otros atrás.
  • El último ni tiene espacio adelante ni se siente acompañado atrás. Para que entre, antes hay que hacerle lugar. Si recula hacia el toril, hay que tener una tranca al comienzo de la rampa. Si no, habrá que bajar otros para que suba acompañado.
  • La misma rampa sirve para subir y bajar. La descarga es más ordenada en una rampa de fila india que en una ancha.
  • De noche, las luces deben iluminar el lugar al que los animales deben ir, y nunca apuntar contra ellos ni cortar el camino. Si están arriba, no deben hacer sombras. Las luces, como las banderas, son herramientas visuales.
  • El desembarque, como el embarque, debe ser en fila y al paso. Una vez que salen los primeros hay que controlar la velocidad para que los demás no corran y se lastimen. Para que la descarga sea continua, conviene abrir las puertas internas antes de dar salida.
  • Cuanto menos vocerío oigan los animales, mejor.
  • La misma rampa sirve para subir y bajar. La descarga es más ordenada en una rampa de fila india que en una ancha.
  • De noche, las luces deben iluminar el lugar al que los animales deben ir, y nunca apuntar contra ellos ni cortar el camino. Si están arriba, no deben hacer sombras. Las luces, como las banderas, son herramientas visuales.
  • El desembarque, como el embarque, debe ser en fila y al paso. Una vez que salen los primeros hay que controlar la velocidad para que los demás no corran y se lastimen. Para que la descarga sea continua, conviene abrir las puertas internas antes de dar salida.
  • Cuanto menos vocerío oigan los animales, mejor.
  •  Cuanto menos movimiento vean los animales, mejor.




MARCOS GIMÉNEZ ZAPIOLA

Licenciado en Sociología de la Universidad Católica Argentina (UCA) y PhD en Filosofía de la Washington University, EE.UU.Especialista en Buenas Prácticas de Manejo de Bovinos y Bienestar Animal, habiendo publicado más de 50 artículos en ese tema. Trabaja con la difusión y capacitación de recursos humanos, realizando presentaciones en países de América Latina, como Argentina, Uruguay, Paraguay, Chile, Ecuador. Publicó los libros "El buen trato del ganado" y "Empresa familiar de campo". Empresario agropecuario desde 1980, actualmente es consultor agropecuario y columnista de la revista "Margenes Agropecuarios". 

Los protagonistas de Don Romeo 2019
Una rotoenfardadora que hace rollos con maíz picad...

Artículos relacionados